Mimoni

Mimoni

Mimoni es una plataforma digital que se especializa en préstamos a partir de la creación de membresías. Brinda a sus usuarios la oportunidad de acceder al sistema financiero formal, obteniendo una línea de crédito para realizar nuevas solicitudes de préstamos en cualquier momento y desde cualquier parte. Forma parte de las empresas Fintech en México y es considerada una SOFOM ENR. 

La plataforma otorga micro créditos, líneas de crédito personal y diversos tipos de préstamos, entre ellos: préstamos rápidos, préstamos por membresía, préstamos para urgencias y préstamos sin aval, sin garantías y sin consultas al buró de crédito.

Brinda al usuario diversos beneficios. Si el cliente no tiene un préstamo vigente ni cuenta con un adeudo, puede realizar una nueva solicitud de crédito desde su cuenta Mimoni. Como uno de los factores de evaluación, la Fintech mexicana revisa el historial crediticio de la persona antes de aprobar o rechazar su solicitud, sin embargo, no es un elemento decisivo para otorgarle su membresía. Si el cliente demuestra ser puntual en sus pagos, Mimoni lo ayuda a generar un historial crediticio positivo. Además, al pagar dentro de los plazos establecidos, el cliente tiene la posibilidad de obtener créditos mayores con plazos de liquidación más prolongados. 

La empresa surge el 26 de junio de 2013 bajo el nombre Cashahora, conocida desde sus inicios como Mimoni. Las ideas innovadoras nacieron gracias al emprendedor mexicano Gabriel Manjarrez, CEO de la startup

Productos

Préstamos: El usuario elige el monto del crédito que busca y realiza cálculos de intereses mediante un simulador en línea. Para la obtención de un primer préstamo, Mimoni pide al usuario que envíe una copia de su identificación oficial vigente y una comprobante de domicilio. Asimismo, debe brindar una cuenta de correo electrónico y un número de teléfono móvil. Tras un minucioso análisis de la solicitud y verificación de los datos proporcionados por el cliente, Mimoni acepta el contrato en un tiempo máximo de 24 horas y le otorga el préstamo solicitado. Para pedir un nuevo crédito, el usuario debe dejar pasar tres días hábiles tras la liquidación del préstamo actual, eligiendo el nuevo monto y abriendo un contrato distinto.